"Rebalancear” consiste en realizar transacciones de compraventa de títulos con el objetivo de asegurar que el nivel de riesgo de tu cartera se mantenga alineado a lo largo del tiempo con la cartera objetivo que te recomendamos inicialmente, de manera que tu plan se encuentre en línea con tu perfil de riesgo como inversor. El rebalanceo es una forma de invertir denominada “contrarian” en inglés basada en la compra de títulos cuyo precio haya decrecido y en la venta de aquellos títulos cuyo precio haya subido.

Estudios académicos, como por ejemplo el de David F. Swensen “Unconventional Success: A Fundamental Approach to Personal Investment”, muestran cómo esta manera de gestionar la de compraventa de títulos suele aportar valor al inversor final en concepto de retornos adicionales.

En cuanto a la periodicidad en el rebalanceo, se realiza una vez al año para evitar innecesarios y recurrentes costes de transacción, siempre y cuando en la fecha de rebalanceo los pesos de la cartera de inversión asociada a tu Plan se hayan desplazado un +/-5% en relación a los pesos objetivo.

¿Encontró su respuesta?